Radar Académico

Skott, P. (2013), “Increasing inequality and financial instability”, Review of Radical Political Economics 45(4): 478-488

Publicado el 6 de febrero de 2014

Problemática planteada: se examinan algunas de las implicancias macroeconómicas del aumento de la desigualdad distributiva.

Temática abordada:

  • Las cambios en la distribución del ingreso son materia de debate:
    • Los modelos de la corriente principal le atribuyen una gran importancia al “cambio tecnológico sesgado a favor de la mano de obra calificada” para explicar el aumento de la desigualdad en la distribución personal de ingresos.
    • Los modelos heterodoxos asumen diferentes propensiones al ahorro en los salarios y los beneficios y, por ende, postulan que el aumento en la desigualdad puede reducir la demanda agregada.
    • El aumento de la desigualdad permite, en varios casos, el desarrollo de burbujas especulativas en el mercado financiero. Un aumento de la desigualdad también puede contribuir a la creación inicial de una burbuja si los hacedores de política reducen las tasas de interés en respuesta a un debilitamiento de la demanda agregada. En tal sentido, la caída del producto puede ser compensada por las burbujas de los mercados de activos, por lo que los bancos centrales suelen evidenciar escasos incentivos en atender y eventualmente “desinflar” las burbujas ante situaciones de deficiencia en la demanda efectiva.

Observaciones finales: el modelo presentado en este artículo revela un mecanismo que puede haber contribuido al auge del mercado de valores en la década de 1990, a pesar de tener muchas limitaciones, y proporciona un elemento para la comprensión de la inestabilidad financiera (burbujas inducidas por la desigualdad distributiva). Sin perjuicio de lo anterior, la desigualdad no es el único factor que influye en la composición media de la cartera financiera de los agentes económicos. También deben considerarse los cambios demográficos, las reformas de pensiones, o las modificaciones fiscales.

Ver Paper