Radar Académico

Kregel, J. (2012), “Was Keynes’s Monetary Policy, à Outrance in the Treatise, a Forerunner of ZIRP and QE? Did he Change his Mind in The General Theory?”, Policy Note 2011/4, Levy Economics Institute of Bard College

Publicado el 29 de agosto de 2012

Problemática planteada: en sus capítulos finales de su Treatise on Money, John Maynard Keynes lanzó un desafío a las autoridades monetarias: reducir las tasas de interés a efectos de revertir la crisis. Keynes incitó a los banqueros centrales a adoptar políticas no ortodoxas con el fin de contrarrestar la profundización de la crisis. Dichas políticas son casi idénticas a las adoptadas por el Banco Central de Japón, con una política de tipo de interés cero (ZIRP) en la década de 1990 y el experimento de la Reserva Federal con la ZIRP (Zero Interest Rate Policy), acompañada de la flexibilización cuantitativa (QE1 y QE2), durante la crisis de 2008-2009.

Temática abordada:

  • La política de recuperación macroeconómica implicaría impulsar el aumento de la inversión con el fin de fomentar el crecimiento de la demanda, absorber el exceso de producción y alentar a los empresarios a expandir el empleo y el producto.
  • El Banco Central posee una fuerte capacidad para influir en las tasas de interés a corto plazo y no tanto en las de largo plazo. Pero ésta es la que impacta directamente en lo que se refiere a inversión en capital fijo.
  • Keynes mantiene su opinión sobre la supuesta eficacia de la política monetaria hasta que escribe la “Teoría General”, donde divide el análisis de las inversiones en inversiones financieras y en inversiones de capital, separando sus determinantes vía la “preferencia por la liquidez” y “eficiencia marginal del capital”.
  • En la “Teoría General”, Keynes descree de la eficacia de la política monetaria con el fin de modificar la tasa de interés de largo plazo, ya que ésta puede no ser influencia por la de corto plazo y así reformula su hipótesis original del Treatise on Money.
  • Para Kregel el optimismo de Keynes en el Treatise on Money estaba fuera de lugar, en tanto que su posición más matizada en la “Teoría General” era más apropiada (en particular, su énfasis en la necesidad de proporcionar una fuente externa de la demanda mediante el incremento del gasto público).

Observaciones finales: en períodos como la crisis de 1930 o la de 2008-2009, la simple flexibilización cuantitativa o la reducción a cero de las tasas de interés no son instrumentos suficientes para contrarrestar las mismas. Por ende, es necesaria una política fiscal expansiva para cubrir el déficit de inversión privada neta de ahorro con gasto público, a efectos de reactivar el ciclo de la demanda efectiva y así poder potenciar el crecimiento económico igualando la inversión privada y pública con el ahorro.

 

Ver Paper